text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

Tres universidades impulsarán Google Books en los Estados Unidos

      
Hay tres universidades que tendrán un gran protagonismo en este nuevo impulso de Google Books; las universidades de Stanford, Michigan y California. Me consta el estusiasmo y capacidad de visión de Michael Keller a la hora de impulsar este proyecto que reportará grandes beneficios públicos en los Estados Unidos, y a mi juicio fija una posible hoja de ruta donde se vaya desarrollando de forma inteligente el ámbito digital y online, al margen de las disputas juzgadiciales.

El acuerdo propuesto ampliará el acceso de Google Book Search y permitirá hacer un uso más productivo del proyecto de digitalización de algunas de las bibliotecas más importantes del mundo (Stanford, Michigan y el sistema de UC con UCLA, Berkeley, Davis, etc.) y que sus millones de obras puedan ser "buscables" por Internet.

El proyecto de Google Books permitirá que estas bibliotecas conserven mejor millones de libros y aseguraran beneficios púlicos y académicos. Tres personas han sido claves a la hora de involucrar a estas universidades en el citado poryecto: Michael A. Keller (Stanford’s University), Paul N. Courant (Universidad Michigan) y Daniel Greenstein ( University of California). En las declaraciones de los tres se deja notar el entusiasmo que se ha deplegado para hacer realidad este proyecto, calificado por todos como un logro y avance extraordinario.

Los fundadores de Google, Larry Page y Sergie Brin fueron antiguos alumnos de Stanforf y solicitaron de su universidad la participación en este importante proyecto al que se sumarían también de forma entusiasta Michigan y California.

La Biblioteca de la Universidad de Stanford (Michael Keller), en colaboración con las otras dos bibliotecas universitarias llevaban negociando casi dos años con Google y los demandantes para darle forma al actual acuerdo que ofreciera "…importantes beneficios para lectores en todas partes. Y por tanto, para la sociedad, global. Ofreciendo acceso fácil a textos vía Google a Bobliotecas a lo largo del país y ampliando de forma importante la cantidad de materiales que se podrán leer libremente (no solamente buscar) por parte de público" (M. A. Keller).

Para Daniel Greenstein (Vice Provost at the University of California), el acuerdo alcanzado permitirá ofrecer amplio acceso alos millones de libros del amplio sistema universitario público de la UC, además de otros benéficos públicos y y también promover innovación en el mundo académico.

Aunque las citadas universidades no participan directamente en el acuerdo alcanzado (de hecho, sostienen de forma explícita que hay "algunos aspectos que cambiarían"), sin embargo, sostienen que en su conjunto el acuerdo favorece los principios y las intenciones que ya les llevó a apoyar este programa en 2004.

Para Keller el acuerdo hace accesible el patrimonio cultural impreso que ahora sólo está disponible para aquellos que puedan visitar en persona una de las grandes bibliotecas del mundo. Desde esta perspectiva las implicaciones democráticas de acceso al conocimiento, es lo que justifica el apoyo universitario ya recogido en las misiones de las universidades implicadas.

Lista de beneficios para la educación superior (según las tres universidades implicadas)

* Acceso completo y gratis de textos en Bibliotecas públicas por todo el país (de momento sólo Estados Unidos). Vista previa gratis y capacidad para encontrar el libro en una biblioteca local o a través de una compra de un consumidor

* Un base de datos sin precedentes de obras tanto de copyright como de obras de copyright caducado (de dominio público) sobre la que académicos puedan llevar a cabo investigación avanzada (un corpus de investigación).

* Permitir que académicos, estudiantes e instituciones compartan entre sí obras de dominio publico. No sólamente podrán alumnos de otras universidades leer libros en línea sino que se podrán ofrecer un gran número de textos a individuos que desean utilizarlos en sus investigaciones.

* Suscripciones institucionales que darán acceso a libros con copyright y han dejado de ser editados.

* Servicios especiales para personas con discapacidades quienes podrán ver o escuchar textos con la ayuda de de nuevas tecnologías

* Copias digitales de obras digitalizadas por Google ofrecidas a las bibliotecas por su conservación a largo plazo. Esto es importante, puesto que como bibliotecas universitarias, una de sus tareas públicas es guardar los fondos del conocimiento humano e información.

Es importante señalar que ni el acuerdo propuesto, ni el apoyo de las universidades al mismo significa la plena participación de las universidades en dicho acuerdo. Desde esta perspectiva probablemente hay que entender que el mundo universitario se distancia de determinadas exigencias de autores y editores. Lo que supone un valor añadido más en esta cuestión.

De esta forma cada universidad mantiene un acuerdo propio de cooperación con Google cuyos términos permanecen en vigor (firmado en 2004). Y, a partir de ahora las universidades tendrán que negociar y ejecutar modificaciones en estos acuerdos que reflejan los términos y condiciones descritas en el nuevo acuerdo. Para las universidades cualquier decisión final sobre la aportación continua a Google Books Search se tomará después de finalizar el proceso de negociación de estos nuevos cambios.

Fuente: Blog Studium: Universidad y tecnología
  • Fuente:

Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.