text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

¿Sobrevivirá Wikipedia a su propio éxito?

      
Eso por no decir nada peor

El 29 de noviembre el periodista John Seigenthaler Sr., que había sido ayudante del Robert Kennedy, protestaba públicamente a través del periódico USA Today porque Wikipedia le relacionaba equivocadamente con el asesinato de Robert y John F. Kennedy. El artículo, que se pudo leer durante meses en el sitio web, decía que "John Seigenthaler Sr. fue asistente del Fiscal General Robert Kennedy a principios de los 60. Durante un breve periodo de tiempo se pensó que había estado directamente involucrado en los asesinatos tanto de John como de su hermano Bobby. Nunca se llegó a demostrar nada". Al final, Wikipedia borró toda la información incorrecta y ahora incluso tiene una entrada sobre esta controversia con la biografía de John Seingenthaler Sr." explicando la historia de su propio error.

Asimismo, el mes pasado el ex locutor de MTV y padre del podcasting Adam Curry fue acusado de suprimir de Wikipedia todas las referencias que hacían alusión a Kevin Marks, otro lumbrera del podcasting. El 2 de diciembre se publicaba un blog en el que Curry se hacía responsable y pedía disculpas.

Hoy en día, las entradas de Wikipedia más populares o las potencialmente controvertidas -como puede ser la de George W. Bush-, dan la bienvenida a los lectores con la siguiente frase: "En respuesta a los recientes hechos vandálicos, la edición de esta página por parte de los usuarios nuevos o anónimos ha sido temporalmente deshabilitada. Por favor, discuta posibles cambios o solicite desprotección".

Wikipedia, creada en 2001 como una organización sin ánimo de lucro que se sustenta básicamente gracias a donaciones, permite que cualquiera con acceso a Internet edite sus artículos. La premisa es que el conocimiento colectivo, que algunos denominan "contenidos de fuente abierta", es tan valioso como los contenidos editados profesionalmente. En consecuencia, Wikipedia se ha convertido en una especie de enciclopedia-noticias online que plantea una serie de interesantes cuestiones como: A la luz de los últimos hechos acontecidos en Wikipedia, ¿cuál es el grado de exactitud de los contenidos libres? ¿Predomina la sabiduría popular sobre los conocimientos de individuos eruditos? ¿Funciona el mecanismo de supervisión y control de Wikipedia? La controversia desatada con Wikipedia ¿no refleja simplemente las tensiones entre los viejos y nuevos medios de comunicación?

En opinión de expertos de Wharton, la respuesta a todas estas cuestiones se reduce a una palabra: depende. Según Eric Clemons, profesor de Gestión de las Operaciones y la Información, es temerario considerar que las definiciones de Wikipedia son verdad absoluta, pero aún así merece mucho la pena consultar el sitio. Peter Fader, profesor de Marketing, señala que Wikipedia muestra la sabiduría de la gente, pero sería útil incorporar un sistema mejor de puntuación para filtrar aquellos que publican argumentos falaces. Joel Waldfogel, profesor de Empresa y Políticas Públicas, está de acuerdo en que gran parte de la preocupación despertada por Wikipedia es tan sólo un nuevo matiz en el debate sobre si los viejos medios de comunicación (en este caso enciclopedias impresas) tendrán posibilidades contra una nueva generación de medios online con puesta al día prácticamente al instante.

Para Kendall Whitehouse, director senior de tecnologías de la información de Wharton, la cuestión más interesante es "si la sabiduría del pueblo es, al final, un enfoque mejor que los contenidos editados y revisados por eruditos en la materia". Tal y como Whitehouse observa, "el punto fuerte de Wikipedia es que hay miles de personas leyéndola y, por tanto, es de esperar que los errores sean detectados y corregidos". Pero Whitehouse también señala que a medida que el tamaño de Wikipedia aumenta, incluso a miles de ojos se les pueden escapar ciertos detalles, que aparentemente es lo que ocurrió en el caso de Seingenthaler.

A Wales le preocupan todos lo problemas surgidos en Wikipedia y afirma que ha implementado cambios para prevenir abusos, como por ejemplo permitir que únicamente los usuarios registrados realicen ciertos cambios. Sin embargo, Wales añade que Wikipedia ha sido vapuleada por los errores cometidos únicamente porque es un fenómeno relativamente nuevo, y toda la atención que está recibiendo es comparable a las historias sobre estrafalarios productos a la venta en eBay que circularon en los años 1999 y 2000. "Los medios adoran historias como estas", afirma. }

Los problemas crecen


El hecho de que Wikipedia haya atraído tanta atención es indicador de la importancia adquirida desde su creación hace apenas cinco años. De hecho, el 14 de diciembre la revista Nature estudiaba 42 entradas y califica a Wikipedia casi a la par con la Enciclopedia Británica en términos de precisión en la cobertura de temas científicos. Nature encontraba que, por término medio, cada entrada de Wikipedia tenía cuatro errores mientras la Británica tenía tres. La mayor queja contra Wikipedia fue que las entradas eran confusas y estaban mal estructuradas. En general, problemas como el incidente de Seingenthaler eran la excepción, no la norma, concluía el estudio de Nature.

Wikipedia también ha crecido a un ritmo rápido. Hay 13.000 colaboradores activos trabajando en 1,8 millones de artículos en más de 100 idiomas. En los sitios de lengua inglesa, la mayoría de las entradas son editadas por unos 800-1000 editores, explica Wales. Según Alexa, un sitio que controla el tráfico en Internet, Wikipedia se encuentra entre los sitios más visitados, ocupando de trigésimo-séptimo puesto.

Pero con la fama también se recibe un mayor escrutinio, dice Fader, que considera que los casos de Seigenthaler, Curry y los cambios de política sugeridos han hecho "una montaña de un grano de arena. Wikipedia es tan fiable como cualquier otra información de Internet. Aparece mucho en la Red … pero eso no significa que tenga que detener ahí mis averiguaciones".

De hecho, la clave tal vez sea poner Wikipedia en un contexto más amplio. Puede ser una herramienta de investigación, pero desde luego no es algo definitivo. La propia Wikipedia reconoce este hecho, señalando en sus páginas que "es diferente a las fuentes de referencia en formato de papel. En concreto, los artículos maduros suelen ser más completos y equilibrados, mientras otros artículos (a menudo recientemente creados) podrían aún contener bastante información errónea, contenidos poco enciclopédicos o vandálicos. Los usuarios deben ser conscientes de estos hechos para poder obtener información válida y evitar datos imprecisos que hayan sido recientemente incorporados y aún no supervisados o eliminados".

A pesar de esta exención de responsabilidades, algunos observadores creen que a menudo se considera que Wikipedia es autoritaria. David Winer, pionero en software que contribuyó a crear varios estándares comunes empleados en Internet y que publicó uno de los primeros weblogs, afirmaba en junio a través de un blog que el mayor problema con Wikipedia es que todos la consideran autoritaria, pero "puede ser manipulada fácilmente por aquellos con intereses egoístas".

Ari Friedman, creador de una revista online llamada Copyright que piensa adoptar algunas técnicas de Wikipedia para evaluar casos de estudio e investigaciones sobre derechos de propiedad intelectual, afirma que no tendría sentido desestimar el enfoque de contenidos abiertos de Wikipedia. Pero al ofrecer información adoptando un enfoque que depende de los usuarios también tiene su lado negativo. "El principal punto negativo no es la necesidad de precisión, tal y como muchos sugieren, sino la necesidad de garantías", afirma Freidman. "Si es estrictamente necesario que la información sea cierta para cada una de las personas que acceden a ella, entonces los contenidos colaborativos no van a funcionar muy bien".

Clemons señala que Wikipedia nunca debería ser la única fuente de información. "Tan sólo utilizo Wikipedia para cosas que ya conozco, por ejemplo para buscar una definición sencilla cuando ayudo a mi hija a hacer los deberes. Pero si no sé nada del tema, nunca consideraría Wikipedia como fuente de información", explica añadiendo que el mayor problema es que Wikipedia no ofrece información sobre quién publicó la información, las credenciales del autor o los motivos por los que se realizan los cambios.

Waldfogel está de acuerdo. "Con estos sitios web los usuarios deben ser precavidos. Cualquiera que esté interesado en un tema deberá investigar más. No se puede pensar que todo vaya a ser absolutamente cierto".

Aún no se tiene muy claro si los contenidos colaborativos, como Wikipedia, están a la altura de los contenidos editados de forma profesional. Wales reconoce que parte de la atención acaparada por Wikipedia estos días podría ser debida al eterno debate viejos versus nuevos medios de comunicación, pero añade que la enciclopedia online funciona más bien como un editorial tradicional al que los escritores envían artículos que son revisados por editores. "El modo en que Wikipedia opera es mucho más tradicional de lo que piensa la gente", afirma Wales. "Tenemos un grupo de editores que hacen el trabajo sucio".

Supervisando Wikipedia

La clave del éxito de Wikipedia –un formato de fuente abierta en el que cualquiera puede enviar artículos-, podría dejar de funcionar a medida que la enciclopedia online sigue creciendo, afirma Fader. El problema es que no existe ningún sistema de puntuación para evaluar la credibilidad de los individuos que crean y editan artículos. Por ejemplo, un sistema en el que los editores de los artículos, a pesar de ser anónimos, fuesen calificados a semejanza del sistema empleado en eBay, podría mejorar la credibilidad de Wikipedia. Un colaborador célebre por su precisión o sus amplios conocimientos sobre determinado tema tendría, por ejemplo, cinco estrellas. Un vándalo o alguien que descaradamente promocione un producto tan sólo tendría una estrella.

En respuesta a los recientes acontecimientos Wales ha realizado algunos cambios para mejorar la supervisión del sitio. Además de implementar una política "semi-protectora" en el que las páginas proclives a sufrir actos vandálicos tan sólo pueden ser editados por usuarios registrados con cuentas de más de cuatro días de antigüedad, los administradores del sitio aplicarán un retraso en la publicación de ciertas páginas, como por ejemplo la del Presidente Bush (en la actualidad cerrada). Con esta demora, similar a lo que se hace en radio y televisión para evitar ciertas expresiones o imágenes, se conseguirá que los vándalos no puedan modificar rápidamente una página con noticias de actualidad, como ocurría con el fallecimiento del Papa. Wales señala que será la comunidad de Wikipedia la que decida cuál debe ser el tiempo de demora. "Hay cientos de personas supervisando el sitio en todo momento. Ellos establecerán las normas de la comunidad".

Se está trabajando para realizar otros cambios, pero Wales no desveló nada concreto, excepto que no hay planes para implementar un sistema de calificación al estilo de eBay, tal y como Fader sugería. Ese tipo de sistema no funcionaría y sería "destructivo para la comunidad", sugiere Wales, ya que Wikipedia tiene entre 800 y 1.000 editores activos. Un sistema de calificación sería degradante y burdo. Por ejemplo, un biólogo puede ser experto en temas de biología, pero tal vez se vuelva totalmente loco e irracional en lo que se refiere al conflicto Israel-Palestino. "En este caso, su calificación final sería tres estrellas", afirma Wales. "Pero las calificaciones no reflejan la existencia del factor humano. En nuestro sistema con el paso del tiempo aprendemos que es necesario vigilar a ese editor cuando esté trabajando en temas relacionados con el Oriente Medio".

Whitehouse reconoce que algunos contenidos de Wikipedia podrían ser poco precisos, pero en general el sistema de supervisión funciona. "Echa un vistazo a lo que Wikipedia ha conseguido en un periodo de tiempo tan corto. En la mayoría de los casos la auto-supervisión ha funcionado bien". Modelos emergentes

El mayor reto para Wikipedia será gestionar la supervisión de páginas muy visitadas y simultáneamente páginas poco visitadas que contienen información imprecisa. "El proceso funciona cuando hay un intercambio de mensajes y los temas se discuten", explica Whitehouse. "El problema es supervisar los artículos que muy poca gente ve".

No está muy claro como evolucionará el modelo de Wikipedia, pero algunos rivales potenciales tienen sus propias ideas. Recientemente se ponía en marcha un sitio web llamado Digital Web ofreciendo ayudantes para revisar contenidos y proporcionando dos niveles de artículos según hubiesen sido verificados o no por expertos. La empresa se denomina a sí misma "la PBS ( Public Broadcasting Service) de la Red" y un universo de pensamiento y experiencia humana.

La revista online Copyright de Friedman, que será lanzada a mediados de febrero, tendrá acceso libre y tratará todos los aspectos relacionados con los derechos de propiedad intelectual en la era de Internet. Los autores enviarán investigaciones exhaustivas, casos de estudio y opiniones que, antes de ser publicadas, tendrán que pasar una rápida supervisión. Copyright buscará cierto equilibrio entre ofrecer acceso a todos los usuarios y garantizar que la información es precisa. En opinión de Friedman, los contenidos colaborativos tienen futuro, pero la supervisión y control de ingentes cantidades de información cada vez será más complicada.

Wikipedia es efectiva, "permite que cualquiera envíe información y simplemente reza para que los expertos superen a los maliciosos o incompetentes", afirma Friedman. Copyright estará abierta a todos, pero antes de ser publicados los artículos enviados serán evaluados por, entre otros, Fader, Lawrence Lessig –profesor de Derecho de Standford-, y William M. Landes –profesor de Derecho de la Universidad de Chicago-.

Expertos de Wharton están de acuerdo en que Wikipedia saldrá de ésta, pero tal vez su modelo tenga que ser reajustado. En opinión de Whitehouse, los contenidos publicados por ciudadanos normales son una contribución muy valiosa al conocimiento, pero siempre será necesario editar la información. El reto de Wikipedia es encontrar el equilibrio.


Web: https://es.wikipedia.org/
Nota relacionada: Los riesgos de Wikipedia por Umberto Eco - © La Nación
  • Fuente:

Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.