Noticias

Blue Blue Elefante: una novedosa propuesta educativa

      
El colegio Blue Blue Elefante combina una aproximación constructivista donde el alumno construye su propio conocimiento con elementos de pedagogías.
El colegio Blue Blue Elefante combina una aproximación constructivista donde el alumno construye su propio conocimiento con elementos de pedagogías.
Un edificio educativo cuya construcción mezcla la estética de Disney con la de Gaudí y en la que los niños festejan al ir, parece una escena salida de la ficción. Sin embargo, es real y se sitúa a cinco kilómetros de la ciudad de Minas, en el departamento de Lavalleja. La institución se llama Blue Blue Elefante y se trata de una original propuesta educativa que desarrolla un modelo integrador y diferente de enseñanza, fundada por una filántropa alemana.

Un proyecto sin precedentes

Según datos de El Observador, el colegio Blue Blue Elefante es único en el mundo y, respetando los planes de primaria, combina una aproximación constructivista –donde el alumno construye su propio conocimiento– con elementos de pedagogías como el método Montessori y el Waldorf. Aplica el trilingüismo (se enseña castellano, inglés y portugués), educan sobre ecología y hace énfasis en los deportes, las artes y la alimentación saludable.

Para lograrlo, cuentan con un plantel docente muy calificado y una perspectiva multidisciplinar en la que el conocimiento no es compartimentado y la base del entendimiento es la participación.

Así las materias se combinan de modo que, por ejemplo, las actividades en la huerta pueden estar asociadas a las matemáticas o a la biología y las fechas patrias y la historia a la literatura.

Propuesta que se expande

La ideóloga del nuevo concepto educativo que beca a gran parte de su alumnado, se desvinculó del negocio vendiéndole las acciones a Silvia Mazzuchi, la arquitecta que diseñó el sitio, y a Fernanda Ferreiro, la directora, pero sigue costeando ella misma las becas completas que la institución otorga a 40 de sus 150 estudiantes.

Desde su fundación, en 2010, la matrícula del colegio se disparó en un 50%. Sin embargo, está previsto no aceptar más de 20 estudiantes por clase. Pero este año sí se incorporó el primer año de ciclo básico y se abrió una nueva sucursal en La Barra que, por el momento, funciona solo como preescolar, con 50 alumnos.

Eficiencia energética

La institución produce además su propia electricidadcon placas fotovoltaicas y le vende el sobrante de energía a UTE. Se trata de un proyecto único en el mundo, ya que los que se desarrollan suelen ser para grandes infraestructuras y no a nivel residencial, que funciona a 220 voltios. Los paneles fueron importados de Alemania, país pionero en la materia.

Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.