text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

Uruguay insiste en debatir despenalización de estupefacientes

      
Imagen relacionada
Uruguay insiste en debatir despenalización de estupefacientes
El gobierno uruguayo cree que ha fracasado la política de penalizar las drogas y pretende debatir sus políticas a nivel mundial y regional, y plantearlo ante la ONU. La Junta Internacional de Fiscalización de Estupefacientes (JIFE) del organismo, en un reciente informe, coloca a Uruguay entre las tres naciones sudamericanas con mayor consumo de cocaína (1,4% en 2006).

“Creemos que el tema de la política mundial y regional en materia de drogas necesita de un debate, más allá de cualquier conclusión a la que se pueda llegar. Es necesario ese debate, debe estar todo en él, y que se hable sobre evidencias, discutiendo datos contextualizados”, aseguró Julio Calzada, secretario general de la JND, oficina que depende de la Presidencia de la República.

El funcionario explicó que la política de drogas vinculada a la prohibición tiene casi un siglo. La llamada “guerra de las drogas”, lanzada hace cuatro décadas, no logró detener el avance de los estupefacientes y de los drogadictos. “Sus resultados han sido inversos a los buscados, ha crecido el consumo, ha crecido la producción, se ha complejizado la situación vinculada al crimen organizado y los daños colaterales han generado en algunos países cientos de muertos”, aseveró Calzada.

El secretario general de la JND quiso dejar en claro que no está solo con este argumento. Señaló que ex presidentes como Fernando Henrique Cardoso de Brasil y César Gaviria de Colombia, además de varios intelectuales, creen que es necesario discutir el asunto y ponerlo en debate.

Calzada indicó que recientemente se sumaron a esta idea el presidente colombiano Juan Manuel Santos y su colega guatemalteco, Otto Pérez. En Uruguay, la problemática se ha tratado con intensidad en los últimos tiempos.

Este país, según el JIFE, es el tercero en América del Sur en consumo de cocaína, sólo superado por Argentina, que en 2006 registró un consumo del 2,6% de su población, y por Chile, que tuvo un 2,4% en 2008.

El informe del organismo de la ONU dijo que en esta región hubo un consumo de cocaína mayor que la media mundial. Mientras en todo el planeta es de 0,5%, en Sudamérica este estupefaciente llegó a consumirlo el 1% de la población, lo que equivale a 2.400.000 personas.

Por su parte, la marihuana continúa siendo “la principal droga de uso indebido” en la región, de acuerdo al JIFE. El consumo anual en relación a la población, en personas de 15 a 64 años se ubica en el 3%, lo que equivale a unas 7.600.000 personas. Paraguay es el mayor productor de toda la región.

Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.