text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

Cómo elegir el tipo de tesis

      
Cómo elegir el tipo de tesis
Cómo elegir el tipo de tesis  |  Fuente: Shutterstock

La tesis es la disertación escrita que presenta ante un tribunal el aspirante a un título universitario. Una vez determinada la temática de estudio, se debe pensar en el tipo de tesis que queremos desarrollar.

Es importante saber a qué nivel de estudios estamos optando, un doctorado, una maestría o un grado. Cada una de estas tesis poseerá unas características y una profundidad diversa, ya que la tesis de maestría te llevará prepararla un año y la de doctorado es mucho más larga. Estas tres investigaciones podrán ser

  • Documentales (teórica): recopilación de información con el fin de profundizar en alguna teoría para complementarla o refutarla.
  • De campo (práctica): la investigación se lleva a cabo en el propio campo de actuación.
  • Combinadas (mixta): coordina las dos técnicas, documentándose y posteriormente contrastando este saber en el lugar donde se desarrolla el objeto de estudio.

También es importante analizar cómo deseamos tratar la información. Según esta clasificación, podemos diferenciar 7 tipos de tesis:

  • Tesis transcriptivas: para realizar este trabajo, el alumno se apoya en datos o documentos publicados. Es de vital importancia citar, sobre todo en este tipo de trabajo, las fuentes consultadas.
  • Tesis narrativa: la investigación, que sigue un orden cronológico, se nutre con experiencias del alumno.
  • Tesis expositivas: lo importante en estos trabajos es exponer el método utilizado y los resultados obtenidos.
  • Tesis de punto final: son estudios tan amplios que pueden continuar investigándose tras finalizar la tesis. Eso sí, conviene darles un final.
  • Tesis catálogo: son trabajos que intentan imitar a otras tesis, teorías o descubrimientos anteriores con el fin de afirmarlos o refutarlos. Estos alumnos suelen llegar a las mismas conclusiones que el texto original, aunque en ocasiones pueden aportar nuevos datos.
  • Tesis históricas: este escrito se basa en aspectos y hechos del pasado, los cuales son analizados y teorizados para explicar un acontecimiento, refutar una investigación o cimentar una teoría.
  • Tesis utópicas: se intenta comprobar o alcanzar una conclusión real de un tema utópico o fantasioso. Aunque sus resultados pueden ser muy interesantes, algunos expertos les conceden poca validez científica.

Ya has elegido el tema de estudio y seleccionado el tipo de tesis que vas a realizar. El siguiente paso debe ser comenzar a recopilar información, recordando siempre apuntar todos los documentos utilizados para insertarlos en la bibliografía.

Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.