Noticias

3 estrategias para comunicar los resultados de investigaciones académicas

      
Los medios electrónicos pueden facilitar el proceso de difusión
Los medios electrónicos pueden facilitar el proceso de difusión  |  Fuente: Shutterstock
  • La investigación académica es uno de los componentes más importantes en la tarea de las universidades.
  • Investigadores, docentes, especialistas en comunicación científica y responsables de publicaciones académicas deben aprender a difundir de manera adecuada sus logros.
  • Existen algunas estrategias que pueden favorecer la difusión del conocimiento generado en ámbitos académicos.

La investigación es una de las principales actividades del ámbito académico. Mediante ella, investigadores, docentes, académicos y estudiantes buscan contrastar sus hipótesis con la realidad, y así lograr avances significativos en la producción de conocimiento.

Esta tarea implica un largo proceso de investigación, planificación y ejecución. Obtener los resultados es tan solo el punto final del proceso y, si bien es quizá la instancia de mayor visibilidad, no es esta la que implica un mayor trabajo.

De hecho, la fase más importante de toda investigación académica es la difusión. Mediante esta, los conocimientos obtenidos pueden acercarse a la población para la que, en definitiva, fueron creados.

El proceso de difusión es tan importante que, si no se logra una difusión eficiente de los resultados, todo el proceso puede ser en vano.

A pesar de ello, encontrar espacios en los medios masivos en los que comunicar avances y descubrimientos realizados por las universidades, no siempre resulta sencillo. Por ello, los centros educativos de nivel superior deben procurar sus propios medios para esta tarea de forma en que puedan comunicar sus hallazgos tanto a su contexto más cercano como al resto de la comunidad educativa.

Para realizar esta tarea de forma eficiente, existen 3 estrategias de comunicación básicas que pueden emplearse:

1) Lenguaje claro

Lo importante par que lo descubierto sea efectivamente útil, es que se entienda. Esto solo puede lograrse con un lenguaje claro, que permita a los no especialistas hacer utilidad de lo investigado.

Por lo general, la comunidad de académicos entiende que alejarse de su lenguaje típico implica una pérdida de prestigio. Pero lo cierto es que, de otra forma, la verdadera difusión de lo investigado se hace imposible.

2) Presencia en redes

Puede que, a simple vista, las redes sociales se presenten como espacios demasiado informales para la comunicación científica. Sin embargo, estos son los espacios más utilizados por los jóvenes contemporáneos.

Por ello, lo recomendable es diseñarse un espacio en las RRSS que permita un entorno de formalidad dentro de la innovación que implican estos espacios.

3) Emplear a un profesional

El perfil de experto en Comunicación Científica se encuentra cada vez más extendido. Por lo tanto, una buena estrategia de comunicación puede ser la de dejar dicha tarea a manos de este profesional y transmitir a este los objetivos deseados.

 

La forma en que se comuniquen los resultados de una investigación determinará el nivel de aceptación o rechazo que esta reciba en su público. Por ello, todo esfuerzo orientado a crear una estrategia de comunicación eficiente resultará positivo tanto para la investigación en sí misma como para sus creadores e incluso para la comunidad académica.

 

¿Cuál es el proceso para publicar un artículo científico?

Imagen_¿Cuál es el proceso para publicar un artículo científico?

Las publicaciones científicas son el objetivo de todo estudiante de posgrado que se ha orientado por el ámbito de la investigación y que ha optado por desarrollar su perfil profesional dentro de la actividad científica.

Descárgalo y descúbrelo



Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.